¿Por qué tenemos sueños eróticos?

¿Por qué tenemos sueños eróticos?

Que levante la mano quien no haya tenido nunca un sueño erótico… Aunque estos representan solo el 1% de todos los sueños que tenemos, son los que más recordamos y los que más zozobra nos suelen causar ya que, muchas veces, aparecemos en ellos manteniendo relaciones con una amiga, nuestro jefe o alguien a quien no soportamos… ¿Por qué tenemos sueños eróticos y qué significan?

Índice

¿Por qué tenemos sueños eróticos?

Los sueños eróticos son todos aquellos sueños en los que experimentamos relaciones sexuales, entendiendo por estas un amplio abanico de actividades sexuales, con otra persona o incluso con nosotros mismos.

Estos sueños suelen ser más habituales en la adolescencia, cuando las hormonas están en su máximo apogeo, o en otras épocas de cambios hormonales, como la ovulación, aunque pueden presentarse en cualquier momento de nuestra vida.

Aunque la mayoría de las mañana no recordemos lo que hemos soñado durante la noche, todos soñamos todas las noches en la fase REM o etapa MOR (Sueño de Movimientos Oculares Rápidos), un momento en el que, a pesar de dormir, el cerebro está muy activo, por lo que es en este periodo cuando se producen los sueños, incluidos los eróticos.

Por lo tanto, soñar es algo natural de los seres humanos y los sueños eróticos forman parte de esos sueños que todos tenemos ya que la sexualidad es parte de nuestra vida y, por lo mismo, es normal que forme parte de nuestros sueños.

Así que no debes ver en ellos algo malo o prohibido, sino algo natural. Para Freud, en los sueños eróticos se cumplía un deseo frustrado, pero actualmente se piensa que esto no siempre es así y muchas veces simplemente tenemos sueños eróticos porque la sexualidad forma parte de nuestro día a día, igual que el trabajo. No obstante, algunos sexólogos y expertos en psicología opinan que estos sueños pueden ser más habituales en épocas de menos sexo, como una forma de buscar ese desahogo que no tenemos en la vida real.

Por otro lado, muchos estudios han demostrado que, durante la noche, se nos puede disparar la libido por cuestiones meramente anatómicas. Para empezar, al dormir se produce un aumento de riego sanguíneo en la zona genital tanto en hombres como en mujeres. Durante la noche, nuestro cuerpo actúa libremente.

Además, los sueños suelen reflejar bastante bien nuestra personalidad. Así, las personas imaginativas suelen tener sueños muy vivos y realistas; mientras que las personas menos imaginativas, más cerebrales, suelen tener sueños más vagos y poco precisos.

¿Es saludable tener sueños eróticos?

Tener sueños eróticos es tan saludable como cualquier otro sueño y puede tener su parte beneficiosa para nuestra salud mental o nuestras relaciones de pareja al permitirnos liberar tensión sexual que pueda estar acumulada, vivir fantasías que no podemos vivir en la realidad o resolver algún conflicto, ya que no siempre estos sueños indican que queramos tener sexo con la persona con la que soñamos, puede ser una manera de representar cercanía.

Por eso, muchos psicoanalistas creen que el erotismo en el sueño no ocurre por casualidad, sino que es resultado de los deseos experimentados durante el día y el consiguiente deseo de satisfacerlos. Por lo tanto, el sueño erótico es liberador ya que nos permite expresar todos nuestros deseos sexuales, incluso los más absurdos, sin vergüenza alguna. En resumen: los sueños reajustan tabúes y bloqueos mentales.

¿Las mujeres tenemos menos sueños eróticos que los hombres?

Según el estudio Sleep 2007 de Antonio Zadra, profesor adjunto del departamento de Psicología de la Universidad de Montreal, no parece que haya diferencia por género en cuanto a la cantidad de sueños eróticos, pero sí en torno a las temáticas. Este estudio mostró que, de 3.500 sueños, el 8% eran sueños eróticos, tanto por parte de hombres como de mujeres.

Las mujeres sueñan más con famosos (actores, cantantes...) y pasados amantes; mientras que en los hombres es más común soñar con sexo con varias personas o en grupo.

Otra investigación, realizada por Michael Schredl, investigador en la Universidad de Freiburg, Alemania, mostró que la media de sueños eróticos es del 18%. Asimismo, la gente joven tiene más sueños eróticos que los mayores, ya que es una parte más «importante» en su vida.

¿Cuáles son los principales sueños eróticos y qué significan?

La mayoría de las personas viven sus sueños eróticos con normalidad e incluso con satisfacción, ya que, a veces, nos permiten tener aquello que en la vida real no podemos tener, como sexo con algún famoso. Sin embargo, todavía hay personas que lo ven como algo inmoral, sucio o incluso una infidelidad al soñar con tener relaciones sexuales con otra persona diferente de nuestra pareja. Pero no hay que darle esa interpretación, los sueños eróticos no son sinónimo de insatisfacción con la pareja, sino más bien la excitación de lo prohibido.

Además, hay que tener en cuenta que los sueños no se pueden controlar, tampoco los eróticos, por lo que no hay que “martirizarnos” por ellos, sino aceptarlos como una parte más de nuestra sexualidad y nuestros deseos. Para aquellas que sientan culpa por algunos de sus sueños eróticos, los expertos recuerdan que los sueños no se rigen por las reglas de la realidad y no podemos interpretar el subconsciente como la parte consciente.

En cuanto a los sueños más habituales vamos a hablar de algunos de los significados que normalmente se les atribuye, aunque ya hemos dicho que quizás solo es una válvula de escape de nuestro cerebro:

1- Tener sexo con una expareja: soñar con tener relaciones con algún ex es muy habitual, pero no siempre significa que quieras volver con él. Puede que, efectivamente, tengas temas sentimentales no resueltos con él o, simplemente, que echas de menos la frescura de esas primeras relaciones sexuales con él si ahora tienes una pareja estable. El sueño también puede significar que cierras definitivamente ese capítulo de tu vida o una advertencia para que no repitas los mismos errores que cometiste con él.

2- Sexo con un famoso: puede ser un mero “enamoramiento” ficticio por la belleza de esa persona o por alguna película en la que le has visto actuar que te ha impactado. Pero seguro que si se lo cuentas a tus amigas alguna te dirá que puede significar que es hora de cambiar de pareja, ya que piensa que puedes conseguir alguien mejor que tu pareja actual.

3- Sexo con un extraño: puede indicar que tienes la líbido alta, que tu vida sexual es aburrida y necesita nuevos alicientes. También puede indicar la llegada de cambios importantes en tu vida o incluso la incertidumbre sobre el porvenir.

4- Infidelidad: es decir, no solo sueñas con tener sexo con otra persona, sino que en el sueño eres consciente de que le estás poniendo los cuernos a tu pareja. ¿Crees que él te es infiel o que no te presta suficiente atención? Este sueño también puede tener otros significados como baja autoestima o un largo historial de novios infieles.

5- Sexo con alguien del mismo sexo: sin ser homosexual, es muy frecuente soñar con tener relaciones con personas del mismo sexo, lo cual no significa que en el fondo eres homosexual o bisexual. Puede significar que quieres experimentar, una conexión especial con esa persona, que estás aprendiendo a aceptarte, que debes ponerte más en contacto con tu lado femenino o masculino. O simplemente tu cerebro piensa que pasas mucho tiempo con esa persona.

6- Sexo con tu jefe: los duchos en interpretaciones dicen que indica un deseo de control, más dinero y poder. ¿Puede que quieras ocupar un cargo superior? ¿O que desees tener más autoridad en tu empresa? ¿O en tu vida personal?

7- Sexo con la pareja de un amigo: puede significar que quieres incorporar a tu vida cualidades positivas que ves en esa persona, aunque también puede implicar simplemente que existe una atracción entre ambos.

8- Sexo con tu cuñado: un sueño habitual que, generalmente, solo implica el deseo de fortalecer los lazos familiares (aunque nunca se aconseja hacerlo de esta forma… ☺).

9- Vouyeur: soñar con ver a otras personas manteniendo sexo puede significar que estás dolido con algo que ha ocurrido, y de lo que te han excluido.

10- Hacer el amor en lugares públicos o poco convencionales: ganas de hacer cosas nuevas, de tener aventuras o hacer cosas que no te atreves a hacer en tu vida diaria.

En resumen, soñar con una persona no implica necesariamente que te sientas atraída por ella, pero este tipo de sueños sí puede darte alguna pista sobre alguna carencia o deseo en tu vida, aunque esta no estará necesariamente relacionada con el sexo.

Fuente:

Michael Schredl, Caspar Geißler & Anja S. Göritz (2019) Factors influencing the frequency of erotic dreams: an online study, Psychology & Sexuality, 10:4, 316-324, DOI: 10.1080/19419899.2019.1638297

Beaulieu-Prévost, D. & Zadra A. (2007) Variations dans le rappel onirique : synthèse et intégration des connaissances. Pratiques Psychologiques, 13, 117-130. http://dx.doi.org/10.1016/j.prps.2006.01.014

Winter, Eva, 111 Sueños Eróticos interpretados, Ed. Libsa.

Los presentes artículos son de divulgación. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica o psicológica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu seres queridos es recomendable acudir a una consulta profesional para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

Mejora la libido, el deseo y la satisfacción en las relaciones

Femme Up te ofrece una solución integral (suplemento + formación online) a la falta de deseo o a la insatisfacción en las relaciones.

Compra tu FemmeUp