Descubre nuestros suplementos naturales para mejorar tu bienestar.

Síntomas y tratamiento en la perimenopausia

La perimenopausia es la etapa de transición previa a la menopausia en la que comienzan a aparecer los primeros síntomas de esta, como sofocos, sequedad vaginal, ciclos irregulares… Descubre cómo prevenirlos y aliviarlos.

¿Qué es la perimenopausia?

La perimenopausia, es decir, “alrededor de la menopausia”, es el período de transición que ocurre antes de la menopausia, cuando los ovarios de una mujer comienzan a disminuir la producción de hormonas reproductivas, especialmente estrógeno y progesterona, apareciendo los primeros síntomas ligados al climaterio.

La perimenopausia generalmente comienza en los años 40 y puede durar varios años, hasta la menopausia, que se define como la ausencia de menstruación durante 12 meses consecutivos. Durante la perimenopausia, los niveles hormonales pueden fluctuar de manera irregular, lo que puede causar síntomas como sofocos, sudores nocturnos, alteraciones del sueño, cambios de humor, sequedad vaginal, pérdida de libido y cambios en el ciclo menstrual.

Cada mujer experimenta la perimenopausia de manera diferente, y algunas pueden tener síntomas más graves que otras. Sin embargo, es importante tener en cuenta que la perimenopausia es una parte natural del proceso de envejecimiento de una mujer y no una enfermedad. Además, puede llevarse mucho mejor si adoptamos una serie de medidas.

Síntomas de la perimenopausia

1- Ciclos menstruales irregulares: las menstruaciones se vuelven irregulares, es decir, los ciclos se vuelven más cortos o largos de lo normal, se salta algún ciclo, el flujo se vuelve más abundante o ligero, etc. Si los ciclos se retrasan más de 7 días puedes estar en la perimenopausia temprana y si se alargan hasta 60 días, en la perimenopausia tardía.

2- Sofocos: sensaciones repentinas de calor intenso que se experimentan en la parte superior del cuerpo, tronco y rostro, causando enrojecimiento, sudor, etc. Si ocurren por la noche se llaman sudores nocturnos y pueden interferir el sueño.

3- Cambios del estado de ánimo: los estrógenos afectan a los neurotransmisores del estado de ánimo, por lo que puedes sentir cambios de humor, irritabilidad, depresión, tristeza, etc.

4- Problemas vaginales y en la vejiga: sequedad vaginal, incontinencia urinaria, dispareunia o dolor en las relaciones sexuales.

5- Disminución de la fertilidad: a medida que los ciclos se vuelven irregulares y los óvulos dejan de liberarse, la fertilidad disminuye y es más complicado conseguir un embarazo natural.

6- Disminución de la libido: la reducción de estrógenos afecta a la libido o deseo sexual disminuyéndolo.

¿Cuál es el tratamiento para la perimenopausia?

El tratamiento para la perimenopausia depende de los síntomas que estés experimentando y de su gravedad.

En cuanto a los tratamientos farmacológicos, debes consultar a tu profesional de ginecología antes de tomar nada ya que solo se recomiendan en los casos de síntomas más graves y frecuentes y siempre que no estén contraindicados en tu caso. Lo habitual es la terapia de sustitución hormonal (TRH) que consiste en tomar hormonas, como estrógeno y progesterona, para reemplazar las que el cuerpo deja de producir durante la perimenopausia. Esta terapia puede ayudar a aliviar los sofocos, sudores nocturnos, sequedad vaginal y otros síntomas asociados con la perimenopausia.

Otros medicamentos no hormonales, como los antidepresivos, pueden ayudar a aliviar los sofocos y otros síntomas de la perimenopausia.

Sin embargo, lo más recomendable en la mayoría de los casos es adoptar una serie de cambios en el estilo de vida que nos ayudarán a aliviar los síntomas, como seguir una dieta saludable rica en alimentos frescos y naturales que nos ayude a evitar el exceso de peso, reducir el consumo de alcohol, no fumar y hacer ejercicio físico de manera regular, combinando ejercicios aeróbicos con otros de fuerza que ayudan a evitar la pérdida de masa muscular.

Algunos suplementos naturales, como la hierba de San Juan, la isoflavona de soja, el aceite de onagra, cimicífuga, trébol rojo, borraja o maca, algunos de los cuales puedes encontrar en FemmeUp Plenipausia, un suplemento de fitoterapia que ayuda aliviar los principales síntomas de la perimenopausia.

Para los problemas de sequedad vaginal puedes recurrir a los lubricantes naturales y, si notas tus libido disminuida, puedes usar suplementos que ayudan a aumentar el deseo sexual como la maca, la damiana o el ginkgo biloba, presentes en FemmeUp Libido.

En cuanto a los cambios de humor, no te olvides de cuidar tu salud mental mediante prácticas como el yoga, la meditación, la respiración profunda o salir con tus amigas, dedicando tiempo a tus aficiones.

Fuentes:

NIH: https://www.nia.nih.gov/espanol/cuales-son-senales-sintomas-menopausia

Dumont, N. Bendris, D. Dewailly, B. Letombe, G. Robin, Perimenopausia, EMC - Ginecología-Obstetricia, Volume 53, Issue 4, 2017, Pages 1-15, ISSN 1283-081X, https://doi.org/10.1016/S1283-081X(17)86883-1

1 de 2
Regresar al blog

MEJORA TU SALUD HORMONAL Y TU LIBIDO CON SUPLEMENTOS NATURALES

FemmeUp combina suplementos naturales para conseguir combatir tus estados de ánimo y demás síntomas hormonales, con acompañamiento gratuito de nuestras expertas en este camino para sentirte mejor.  Tú bienestar es nuestro objetivo