¿La diabetes puede causar falta de deseo?

La diabetes es una enfermedad metabólica que produce la acumulación de glucosa en la sangre, lo cual puede causar serias complicaciones de salud si no se trata adecuadamente. Además, son muy comunes los problemas sexuales en las personas con diabetes, aunque la buena noticia es todos tienen solución.

¿Qué es la diabetes?

La diabetes mellitus es una enfermedad del metabolismo en la que el organismo no produce la cantidad suficiente de insulina, una hormona que ayuda a que la glucosa (azúcar) entre a las células para suministrarles energía, lo que provoca la acumulación de glucosa en la sangre, un trastorno muy grave que puede dañar los ojos, los riñones, los nervios, causar enfermedades cardíacas, derrames cerebrales, gangrena, etc.

Existen dos tipos de diabetes: el tipo 1, en el que el organismo no produce nada de insulina. Este tipo de diabetes es congénita y suele diagnosticarse en la infancia.

Y la diabetes mellitus tipo 2, el más habitual, sobre todo en personas mayores de 50 años, en el que el organismo produce poca insulina o no la usa de manera adecuada.

Los síntomas principales de esta enfermedad son:

- aumento de la sed y de las ganas de orinar

- aumento del apetito

- fatiga

- visión borrosa

- entumecimiento u hormigueo en las manos o los pies

- úlceras que no cicatrizan

- pérdida de peso sin razón aparente

El tratamiento de esta enfermedad depende del tipo de diabetes. En el tipo 1 es necesario la administración de insulina artificial a diario; mientras que el tipo 2 se puede controlar con cambios en la dieta y ejercicio físico y, si no es suficiente, con medicamentos como la metformina.

¿Cuáles son los principales problemas sexuales en diabéticos?

Las complicaciones sexuales son frecuentes en personas con diabetes debido a una asociación de factores metabólicos y vasculares, ya que esta enfermedad afecta a todo el organismo. Una alta concentración de glucosa en la sangre puede dañar los vasos sanguíneos y los nervios, conocido como neuropatía diabética, causando problemas sexuales y de la vejiga al reducirse el flujo sanguíneo y no recibir correctamente las señales nerviosas de reacción involuntaria que emite el cerebro.

Además, es más probable que una persona diabética desarrolle este tipo de problemas si no tiene la glucosa bien controlada, padece sobrepeso u obesidad, tiene presión arterial alta, no se mantiene físicamente activo, está tomando determinados medicamentos, bebe mucho alcohol o fuma.

Un 18% de las mujeres con diabetes tipo 1 y un 42% de las que tienen diabetes tipo 2 tienen una disfunción sexual. Además, también presentan un mayor riesgo de infecciones de las vías urinarias (cistitis) y problemas de vejiga.

Entre las complicaciones principales de salud sexual en mujeres encontramos:

- disminución de la libido o ausencia total de deseo sexual.

- menor intensidad de excitación al reducirse la musculatura de la pared vaginal, con lo que disminuye la respuesta sexual.

- dificultad o incapacidad para alcanzar el orgasmo (anorgasmia) si se produce una lesión en los nervios de la zona, que reduce la estimulación del clítoris y causa fibrosis del tejido vaginal.

- sequedad vaginal causada por una hiperglucemia que disminuye la lubricación vaginal.

- coito doloroso (dispareunia), al producirse la lesión de las pequeñas arterias de la zona vaginal, lo que disminuye la irrigación sanguínea al clítoris y las paredes vaginales produciendo este dolor en la penetración.

- incontinencia urinaria.

Además, los cambios en las concentraciones de glucosa pueden causar otros problemas que también inciden en el aspecto sexual, como el cansancio, la ansiedad, la depresión… haciendo que las ganas de relaciones sexuales disminuyan. La diabetes también puede tener repercusión en la autoestima y en la imagen personal, favoreciendo la inseguridad, lo que conlleva a la evitación del sexo.

En los hombres, los problemas principales son la disfunción eréctil, la eyaculación retrógrada y los bajos niveles de testosterona.

Consejos para mejorar tu vida sexual si tienes diabetes

1. Corregir hipoglucemia y niveles. Lo más importante es controlar adecuadamente los niveles de glucosa en sangre y evitar los picos y bajadas drásticas. Mantener constantes las concentraciones de glucosa reduce la probabilidad de sufrir daño en los nervios, lo que a su vez disminuye la posibilidad de sufrir diversas complicaciones de las que hemos visto.

2. Buscar una solución a cada problema concreto. Por ejemplo, si sufres sequedad vaginal, debes usar un lubricante natural antes de comenzar las relaciones y dedicar más tiempo a los preliminares y la excitación.

3. Si tienes la libido baja, puedes recurrir a suplementos naturales con maca, damiana y Ginko biloba que te ayudan a aumentar tu deseo sexual.

4. Si te notas muy cansada, puedes tomar también suplementos dietéticos de vitamina B6, que disminuye el cansancio y la fatiga.

5. Si tienes problemas de micción frecuente, existen medicamentos que pueden ayudar a reducir los síntomas de los problemas de control de la vejiga. Consulta a tu endocrino.

6. Mantente activa y haz ejercicio físico con regularidad. La actividad física ayuda a controlar los niveles de glucosa en sangre y mejora la irrigación sanguínea a la zona vaginal.

7. Controla tu peso, ya que el sobrepeso y la obesidad aumenta las complicaciones de la diabetes.

8. Si te notas deprimida, ansiosa, con falta de autoestima o los problemas sexuales afectan a tu pareja, busca ayuda psicológica. No debes sentir vergüenza por tener una disfunción sexual ya que es algo habitual, sino buscar la ayuda de un profesional de medicina que te permita solucionar esa disfunción.

9. Existen fármacos específicos que pueden tratar algunos problemas como la sequedad vaginal (productos con estrógenos, principalmente) o la disfunción eréctil. Consulta a tu médico.

10. Realiza ejercicios del suelo pélvico para mejorar la firmeza de los músculos de la zona y así mejorar problemas como la anorgasmia, la dispareunia, etc. 

Fuente:

Kouidrat Y, Pizzol D, Cosco T, et al. High prevalence of erectile dysfunction in diabetes: a systematic review and meta-analysis of 145 studies. Diabetic Medicine. 2017;34(9):1185–1192.

NIH: https://www.niddk.nih.gov/health-information/informacion-de-la-salud/diabetes/informacion-general/prevenir-problemas/sexuales-urologicos

NIH: https://www.niddk.nih.gov/health-information/informacion-de-la-salud/diabetes/informacion-general/sintomas-causas

Atkinson MA, Mcgill DE, Dassau E, Laffel L. Type 1 diabetes mellitus. In: Melmed S, Auchus, RJ, Goldfine AB, Koenig RJ, Rosen CJ , eds. Williams Textbook of Endocrinology. 14th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2020:chap 36.

Aumenta tu energía

Mejora la libido, el deseo y la satisfacción en las relaciones

Femme Up te ofrece una solución integral (suplemento + formación online) a la falta de deseo o a la insatisfacción en las relaciones.

Compra tu FemmeUp
Los presentes artículos son de divulgación. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica o psicológica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu seres queridos es recomendable acudir a una consulta profesional para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.